Kinect: La revolución de la medicina moderna (II)

Home / Salud / Kinect: La revolución de la medicina moderna (II)

Kinect: La revolución de la medicina moderna (II)

Ya hemos visto las potencialidades que ofrece la tecnología de Kinect para el ámbito sanitario. Captura de movimiento, registro del esqueleto, reconocimiento de voz, reconocimiento facial
Las funcionalidades de este dispositivo están provocando una verdadera revolución en el mundo de la medicina. Los proyectos más punteros en el ámbito universitario y hospitalario lo vienen demostrando en los últimos años.

Rehabilitación

Sin título-1Una de las funcionalidades estrella de Kinect es la rehabilitación de pacientes de diversa índole. Uno de los proyectos que lo avala esKinecthabilitación, creado por la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Rey Juan Carlos. En este proyecto, Kinect se comporta como un complejo rehabilitador de la esclerosis múltiple, dado que el paciente realiza desde su casa una batería de sesiones de ejercicios por videoconferencia, siguiendo un calendario acordado con su fisioterapeuta.

Otro ejemplo lo tenemos en la Fundación Asispa (Asociación de Servicio Integral y Sectorial para Ancianos), que ha realizado un ensayo clínica de nueve meses aplicando Kinect para que los enfermos de Alzheimer consigan una mayor calidad de vida mediante ejercicios físicos que realizan en sesiones de terapia con videojuegos.

También, los Hospitales NISA de la Comunidad Valenciana han llevado a cabo un proyecto para la rehabilitación motora y cognitiva de pacientes con daño cerebral adquirido utilizando Kinect. La finalidad es que los pacientes vuelvan a ser independientes en las actividades básicas de la vida diaria.

Experiencias de este tipo se han generalizado a nivel internacional. Un buen ejemplo es el sistema creado por los miembros del staff de Tufts University, en Boston, para mejorar la adherencia a la rehabilitación de cirugía cardiaca. Para ello, introducen el sistema de ejercicios Esoma en dispositivos para ayudar a hacer entretenida y atractiva la rehabilitación tras una cirugía cardiaca.

Reconocimiento facial

fotonoticia_20160307135545_1280

La funcionalidad del reconocimiento facial también ha proporcionado experiencias satisfactorias en el campo de la medicina. Un buen ejemplo de ello es el software Sonríe (Sistema de terapia basado en Kinect para niños con parálisis cerebral), desarrollado por la Universidad Politécnica de Madrid y la Universidad Rey Juan Carlos.

Los juegos desarrollados por este sistema pretenden explorar primero y trabajar después los músculos encargados de cada uno de los gestos señalados, de forma que se logre una mejora terapéutica en los movimientos faciales realizados. Su repetición hace que se produzcan nuevos aprendizajes y nuevos esquemas cerebrales de movimiento.

Reconocimiento del lenguaje

El sistema de micrófonos de Kinect ofrece también grandes oportunidades en el mundo de la medicina gracias a su funcionalidad de reconocimiento de voz. Una de las experiencias más interesantes que se han desarrollado en este sentido es la de la Escuela Elemental Steuart Weller d’Ashburn (Virginia), con un sistema diseñado para el tratamiento de jóvenes autistas.

Los educadores de Ashburn trabajan desde hace dos años con Kinect sobre el déficit de comunicación que caracteriza al autismo. Sus aplicaciones entrenan a los jóvenes a mejorar sus capacidades de lenguaje, de comunicación, a dar instrucciones a un colega, a seguir las instrucciones de otro

Aplicaciones clínicas

header_rrAl margen de la rehabilitación, los posibles usos de Kinect son tan amplios que son diversas las experiencias que se han desarrollado en el ámbito clínico.

Una de ellas es la de la empresa española Tedesys, que ha introducido la Kinect en los quirófanos a través de su aplicación TedCas, para minimizar el riesgo de infección del paciente durante una operación. La aplicación consigue que los médicos que participan en una cirugía puedan acceder a datos computarizados del expediente del paciente sin necesidad de tener contacto físico con el PC.

Otra experiencia la encontramos en el hospital Sunnybrook de Toronto, donde han empleado Kinect para ahorrar tiempo en los pabellones quirúrgicos a través de manipulación de imágenes vía manos libres.

También en el MIT MediaLab se está usando Kinect para aumentar la efectividad en la interacción médico-paciente. Se trata de un sistema que detecta señales no verbales, las cuales pueden intensificar las habilidades de los profesionales para detectar necesidades no percibidas a través del lenguaje corporal y las expresiones faciales.

Evaluación

Pero donde, sin duda, se abre un campo interesantísimo para las aplicaciones médicas de Kinect es en el terreno de la evaluación, dadas las grandes posibilidades que ofrece esta tecnología desde el punto de vista de la captura y registro de movimientos del paciente.

Aún son pocas las experiencias en este sentido, aunque ya encontramos algunas interesantes como la de la Fundación Nacional de Ciencia de los Estados Unidos, que ha promovido el uso de Kinect para el diagnóstico de desórdenes infantiles. Para ello, el dispositivo registra los movimientos anormales en niños, como posibles indicadores de problemas de salud como el autismo, déficit emocional o desorden obsesivo-compulsivo.

También, recientemente, investigadores de las universidades de Warwick y de Birmingham han descubierto una nueva aplicación de Kinect para evaluar las funciones respiratorias de los pacientes y controlar las condiciones de enfermedades tales como la fibrosis quística, la bronquitis crónica, el enfisema o las vías respiratorias obstructivas.

El sistema crea una imagen en 3D del torso del paciente, lo que permite a los médicos medir y evaluar el modo en que se mueve la pared torácica con la misma precisión que lo haría un espirómetro. Además, es capaz de proporcio
nar información adicional sobre el movimiento del pecho, lo que podría ayudar a la identificación de numerosos problemas respiratorios.

evaluadorSin embargo, el terreno de la evaluación es aún incipiente. El método desarrollado por Neurobia Research supone un paso de gigante en este ámbito. Además de facilitar la rehabilitación transformando en videojuegos los ejercicios de pacientes con daño neurológico, este sistema utiliza también Kinect para evaluar a pacientes con déficit motor o cognitivo, en enfermedades como el daño cerebral o el Parkinson.

Esta innovación, impulsada por los investigadores cubanos Jorge Bosch y Mario Álvarez, permite ofrecer por primera vez un método cuantitativo de diagnóstico en manos de los profesionales médicos, utilizando para ello la captura y registro de movimiento de Kinect.

 

375179_107392326101255_869444417_nAlejandro Domínguez es CCO y Game Designer en Omnium Lab Studios y Neurobia Research. Periodista especializado en serious games, edita el portal sobre el sector Omnium Games y es profesor de la asignatura de Gamification aplicado al ámbito laboral en el Máster Comunicación Plus.

Recommended Posts

Leave a Comment

Start typing and press Enter to search

hand holding the handrail in the bathroom. Focus on the handrail.3